“No lo se”, con honestidad también hay respeto

Escuchar este post en formato podcast.

Un día por casualidad vi un documental muy recomendable en Apple TV que se llama Padrazos. Decía que la relación con tu hijo cambiaría si empezabas a decir: “No lo se”. Al principio me chocó esta afirmación. La imagen que tenemos todos de un padre cuando somos pequeños es aquel superheroe que lo sabe todo y lo resuelve todo. Pensé que si mostraba algún signo de debilidad perdería ese status y dejaría de ser un referente cuando hubiera alguna duda o se necesitara ayuda.

Pero como soy una persona de marketing y me va la marcha, pensé: “Pruébalo, si sale mal, ya pensaré un Plan B rápido y ni se notará”. ( Otra de las cualidades de una persona de marketing) Ante una pregunta relacionada con los superheroes que no tenía ni idea le respondí: “Pues no lo se, no conozco demasiado de este personaje, pero si tienes interés lo buscaré y así los dos ya lo sabremos”. Su respuesta fue de lo más natural: “No lo sabes todo de los superheroes?”. Yo le dije que no, sólo sabía las historias de los superheroes que más me gustaban. En alguna ocasión había preguntado a un excompañero de trabajo que ese sí que lo sabía todo, pero que si quería lo podía mirar y seguro que esa historia también era muy interesante. El me preguntó: “Tu compañero si que lo sabe todo de superheroes?”. Le dije que a él era lo que más le gustaba y por eso lo sabía todo, yo en cambio me gustaban sólo algunos pero a lo mejor me empieza a gustar ese nuevo personaje gracias a él y entonces si que lo sabré todo. Me dijo que lo mirara y que a la noche le explicara antes de ir a dormir.

Me informé y hasta busqué una enciclopedia de superheroes para si surgía otro superheroe, no me cogiera de sorpresa. Por la noche le expliqué la historia a mi manera, destacando lo que me había parecido más interesante y le encantó. Me pidió hacerlo más y que había muchos superheroes y que él también preguntaría a un amigo del cole que sabe mucho y me lo contaría.

Lejos de perderle, lo tuve mucho más cerca, motivado y le demostré que me interesaba su pequeño mundo y que me tenía a su lado. No era peor o menos admirado que ese excompañero aunque no supiera de ese tema. Para mi eso es respeto. Esa connexión es del todo verdadera y pura. Muchas veces tenemos miedo que otra persona sea mejor que nosotros y intentamos reducir su valuosidad, pero si seguimos siendo auténticos siempre volverán a nosotros por nuestras cualidades.

Pero todo esto no sólo es aplicable a la paternidad, es aplicable a cualquier relación personal, comercial, profesional o cualquier interacción que queramos tener con alguien. La honestidad eleva un grado el respeto y lejos de hacer que parezcamos débiles, hace que seamos auténticos y humanos. Conseguimos una connexión más fuerte con nuestros posibles clientes cuando decimos la verdad sobre nuestros conocimientos y no perdemos la integridad sobre lo que somos especialistas y sabemos hacer bien. Y eso al final, se proyecta en todo lo que hace la empresa y la hace más auténtica y cercana. La confianza se gana en pequeños actos como este y perdemos la percepción del cliente que queremos ganar a costa de él. La lealtad de un cliente en una empresa de servicios puede ser muy efímera. No puedes vivir de lo hecho en el pasado para siempre y más en tecnología, en el sector donde trabajo.

El cliente, como mi hijo, no espera siempre que sepamos de todas las tecnologías, sino necesita tener esta sensación de acompañamiento y si en algún momento el cliente ha ido por delante nuestro, reconocerlo y hacerle ver que tenemos el interés de seguir dándole servicio. Así, como en cualquier relación, es la única manera de poder seguir diciendo tranquilamente: “No lo se”.

Olivia Express es nombre de mujer Yo, mi, me, contigo

Hoy se celebra el día de la mujer trabajadora. No soy muy fan de este tipo de "celebraciones" ya que creo mucho en el cotidiano y no demasiado en las acciones demasiado edulcoradas simplemente por "postureo". Hasta no me gustan demasiado las celebraciones de aniversarios de boda o cumpleaños. Esperas tanto ese día que al final no acaba saliendo como te habías imaginado. Me gusta más que la vida te sorprenda y que un día, así por azar, pase algo que te alegre el día. Volviendo al día de la mujer, creo que tenemos que superar esta fase y no necesitar este tipo de reivindicaciones, pero como me dijo un buen profesor de marketing: "La campaña continua es primordial, es como que tienes que querer siempre a esa persona y demostrárselo todos los días, pero la magia ocurre ese día que haces algo especial y lo refuerzas con un premio para celebrarlo". Pues eso, no deberíamos hacer esto si el problema no existiera, pero lamentablemente no es así y hay que recordar que tenemos que encontrar fórmulas para adaptar siglos de historia a una nueva realidad mucho mejor. En esta línea, me gustaría compartir un proyecto interno que hace relativamente poco hemos lanzado en Olivia que trata de explicar esta nueva realidad. Cuando empezamos a trabajar en el proyecto Olivia Express, hablamos de asociarlo a un nuevo logo. La parte femenina del equipo sugerió que el logo de Olivia y sus colores eran masculinos y Olivia Express podría transmitir feminidad para tener las dos visiones. Me pareció una idea genial y nos pusimos a ello. Cogiendo la essencia de Olivia, transformamos las líneas del logo, la tipografía y sus colores a una expresión más femenina. Fuimos constrastando que eso fuera así con el equipo para que realmente transmitiera eso que estábamos buscando. Pero el trabajo no acababa ahí. El mayor reto era conseguir que el texto de la web fuera inclusivo y todas las expresiones reflejaran un lenguaje no sexista. Tengo que reconocer que fue muy complicado y nos llevó muchos dolores de cabeza, pero creo que este esfuerzo mereció mucho la pena porque marca un antes y después en nuestra manera de comunicarnos en Olivia. Nos hace mucho más conscientes e intentar seguir esta línea tanto en Olivia Express como en Olivia. Y no sólo eso, se incorporó una mujer en el equipo de marketing y ha enriquecido el departamento dando una diferente visión. ¿Que quiero decir con eso? Que este es el camino. Pequeñas acciones que hagamos todos para ser mejores personas y profesionales. Que no tengamos miedo de ver diferentes perspectivas. Que tampoco perdamos nuestra masculinidad y nuestra feminidad. Que podamos seguir riendo de los tópicos y podamos criticar a las mujeres mientras nos tomamos una cerveza con los amigos. Y que ellas puedan hablar y hablar y hablar y hablar mientras se hacen las uñas con las otras madres del colegio. Y que no nos ofendamos por lo que acabo de decir porque es humor y no lleva ningún trasfondo. Ahí tenemos que llegar, pero queda mucho camino.
  1. Olivia Express es nombre de mujer
  2. Lo siento, pero no estoy inspirado
  3. Nos hemos cargado la experiencia de compra
  4. "No lo se", con honestidad también hay respeto
  5. El lenguaje musical para evitar malinterpretaciones en el humor

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s